Saltar a contenido principal Saltar a navegación principal

Utilizan el Big Data para el diseño de una Mendoza más sustentable

La investigación es llevada adelante por estudiantes de la Facultad de Ingeniería. Se basa en el análisis de datos y la instalación de cámaras en lugares estratégicos de la Ciudad, para obtener indicadores que permitan una planificación arquitectónica más estratégica.

29 de marzo de 2021, 12:55.

Utilizan el Big Data para el diseño de una Mendoza más sustentable

Mapa de los datos relevados en el área metropolitana de Mendoza Ampliar imagen


El proyecto, titulado “Urbanismo y Big Data: gestión de datos para la planificación urbana eficiente en el Área Metropolitana de Mendoza”, se basó en dos actividades principales: el análisis de los datos públicos existentes y la obtención de nueva información de interés para la proyección estratégica de la arquitectura de la Ciudad.  

En una primera instancia, analizaron datos públicos online provenientes principalmente del Instituto Geográfico Nacional y del sitio de datos abiertos de la Ciudad de Mendoza. Se utilizaron aquellos georreferenciados y descargables, para poder introducirlos de manera fácil en un software que permitiera su análisis.

Por otro lado, los investigadores colocaron cámaras en la calle 9 de Julio y Colón con el objetivo de conseguir información en tiempo real sobre el flujo de autos que circulan y su velocidad, la cantidad de peatones que pasan por la zona, entre otros.

La información obtenida y analizada fue de importancia para la comprensión de la Ciudad. Tal como nos contó Leonardo Pennesi, Director del proyecto: “En el ámbito urbano se pueden tomar múltiples decisiones en base a los datos que tomamos. Por ejemplo, en Neuquén hay un caso de estudio en el que el Gobierno realizó una alianza con Telefónica y, mediante los datos que proveían los celulares (como género, ruta y motivo del viaje realizado, horas en que viajaban), se realizó un nuevo plan de flujo vehicular para que este fuera más eficiente. Se agrandaron algunas calles, se agregaron veredas, ciclovías, etc.

“Otras de las decisiones que se pueden tomar en base a estos datos tienen que ver con el Urbanismo de Género. Si tuviéramos la información georreferenciada de dónde se producen los acosos, los abusos, los secuestros, femicidios; podríamos intervenir en esos espacios urbanos para que sean más seguros y trabajar desde la prevención a partir del diseño de la ciudad. Se puede intervenir con la luminaria, hacer que más gente transite por ese lugar, con locales comerciales. Hay muchas formas para prevenir y que las ciudades sean más seguras.

“Una de las claves del Big Data es que nos permite utilizar eficientemente los recursos que tenemos porque sabemos exactamente dónde hacen falta y dónde vale la pena utilizarlos”, destacó el estudiante.

Algunas conclusiones

El Director del proyecto comentó que si bien actualmente hay una gran cantidad de datos públicos, existen aún algunos problemas en su carga, por lo que con muchos de ellos se dificulta el análisis. Estos son: no estar georreferenciados –no se sabe su ubicación -; solo poder visualizarlos online y no poder descargarlos para introducirlos en softwares analíticos; no estar ordenados por categorías, lo que entorpece su análisis.

De allí deriva la importancia de la realización de este tipo de investigaciones desde el ámbito de la Universidad, como comentó Leonardo: “Estamos convencidos de que lo que hemos hecho es un gran aporte para todas las personas que quieran buscar datos, porque hemos logrado hacer una tabla que te dice directamente qué dato conseguís y el link para meterte a la página de Internet donde poder obtenerlos y descargarlos directamente. Actualmente hay muchas fuentes de información de las cuales se pueden descargar datos, pero estos están repetidos o incompletos”.

Al respecto, destacó el aporte de la Universidad: “Estamos agradecidos con la Facultad de Ingeniería por el apoyo que nos han dado, la financiación, por permitirnos indagar en el Big Data que es un tema de vanguardia a nivel mundial y que no solo va a tocar a la arquitectura si no a muchos ámbitos de nuestras vidas”.

El equipo proyecta continuar con la investigación a futuro, con el objetivo de ampliar la cantidad y calidad de datos obtenidos mediante la colocación de más cámaras. Así podrían obtenerse nuevos datos e indicadores que ayuden a continuar mejorando la Ciudad de Mendoza.

La investigación se da en el marco de la cátedra de Diseño Urbano Sustentable II de la carrera de Arquitectura. Está dirigida por el estudiante de Arquitectura Leonardo Pennesi, con el asesoramiento de la Dra. María Lorena Córica, docente de la cátedra. También participaron otros estudiantes de Arquitectura: María Lucía Arias, Camila Del Vecchio, Bárbara Lameiro, Miguel Martinez, Martina Mingorance, Candela Pelliza; y  Maximiliano Reinoso de Ingeniería en Mecatrónica.

Etiquetas:
big data | diseño urbano sustentable | arquitectura