Saltar a contenido principal Saltar a navegación principal

En conmemoración al gran Martín Silva

Con profundo dolor despedimos a quien fue un querido docente de la Facultad de Ingeniería y acompañamos con sentimiento a su familia.

31 de agosto de 2020, 20:03.

En conmemoración al gran Martín Silva

Ampliar imagen


Autoridades, docentes y personal de apoyo académico de la Facultad de Ingeniería, despiden con afecto a Martín Silva. A continuación compartimos algunas palabras con motivo de su despedida. 

Palabras de los docentes de la Licenciatura en Ciencias de la Computación

La comunidad de la Licenciatura en Ciencias de la computación se despide de uno de sus miembros más queridos. Un auténtico gurú con barba incluida, de los sistemas operativos y del software libre. Una leyenda en la comunidad científica y tecnológica de la región. La Licenciatura nunca será la misma sin Martín. Hemos perdido a uno de nuestros más importantes referentes.

Martín Silva estuvo cerca de la carrera desde antes de que se concretara. Cuando apenas era un sueño en la cabeza de algunos, él ya estaba ahí, aportando con su conocimiento e ideas. Muchos fuimos sus alumnos para después transformarnos en sus colegas, y su  trato siempre fue el mismo: constantemente dispuesto a ayudar y a explicar cuantas veces fuera necesario. Su pasión e inmenso conocimiento lo llevó a escribir un libro. Un libro repleto de experiencias y con una visión práctica sobre los sistemas operativos. Martín era de la idea de que no hay mejor manera de aprender la estructura interna de un sistema operativo que usándolo, por ello, sus clases transcurrían con los estudiantes practicando con las manos en el teclado.

Aquellos que tuvimos el privilegio de conocerlo lo recordaremos siempre rodeado de computadoras, configurando, corrigiendo, programando para que todo funcionara como él quería. Siempre con una sonrisa, feliz, como todo aquel que está apasionado por lo que hace.

Martín, fue un orgullo haberte acompañado y desde donde nos estés leyendo queremos que sepas que vamos a continuar con tu legado, aunque sabemos que nos será muy difícil ya que el zapato nos queda grande.

Que tengas un buen viaje estimado amigo, te vamos a extrañar. 

 

Palabras de Eduardo Iriarte

Se fue Martín.
Y es imposible pensarlo sin hablar de dos, porque eran uno con Mónica.
Brindados desinteresadamente a quienes quisieran ver, más que el mundo, la vida a través de sus ojos.
Atentos y afectivos con los afligidos.
Una vida generosa y comprometida, compartiendo con humildad los momentos más luminosos, irradiando amor en los más difíciles.
Se fue Martín y estamos conmovidos, pero la semblanza que hizo de él quien cumplió mil sueños a su lado, nos muestra que permanecerá por siempre.

 

Semblanza de Mónica Guitart 

Quise escribir algunas palabras para describir a Martín aunque sé que nunca serán suficientes para mostrar su grandeza.
Si tuviera que hablar de Martín diría que es, esencialmente, una persona noble, íntegra, humilde, con un inmenso corazón que no para de dar amor. Su andar es tranquilo, su sonrisa hermosa y transmite paz.
Excelente hijo, papá, hermano, amigo, compañero, profesor apasionado, un esposo maravilloso y un romántico para comérselo.
Martín es un hombre de pocas palabras pero de acciones nobles y desinteresadas.
Siempre decimos que nuestro amor es profundo y sereno, siendo grandes e inseparables compañeros de vida, con mil sueños cumplidos (por estar juntos) y con la felicidad de haber encontrado mucho más que amor en el otro.
Todos los días nos miramos y decimos: ¡Qué bien que la pasamos juntos!
Pero Martín se fue...
Me dijo que quería vivir 120 años y no pudo llegar ni a la mitad...
Nos prometimos ser fuertes y seguir para adelante cuando el otro no estuviera.
Nos prometimos seguir cumpliendo nuestros sueños...
¡Será tan difícil!
¡Te amo!
Adiós amor mío.
Adiós Mamomi.
Adéu meu follet enamorat.
 

Etiquetas:
conmemoracion | martin | silva | docente | recuerdo